¿Ventana corredera o abatible? Características y beneficios de ambas

May 9, 2022

Elegir entre una ventana corredera o abatible para nuestro hogar a veces resulta más complicado de lo nos podemos imaginar. Normalmente, cuando compramos nuestra casa no solemos elegir qué ventanas o puertas queremos.

Pero cuando la vamos a construir desde cero o empezamos una reforma, una de las cosas que puede causar más dolores de cabeza son las ventanas , debido a que podemos encontrar de todo tipo con diferentes características.

Hay muchos factores que hay que tener en cuenta y muchas veces se olvidan, por eso te vamos a mostrar las características y beneficios de los diferentes tipos de ventanas, ¿correderas o abatibles?

Ventanas correderas 

Una ventana corredera es aquella que está compuesta por dos o más hojas, las cuales se desplazan una sobre otra por el carril del marco. Al abrir una ventana corredera las hojas de esta quedan superpuestas, permitiendo abrir solo una de las partes del hueco. Para poder deslizarse sobre el marco en el que se encuentra la ventana, esta dispone de unas pequeñas ruedas tanto en la parte superior como en la inferior.

Características de las ventanas correderas

Algunas de las principales características de las ventanas correderas son: 

  • Tamaño. Las ventanas correderas son muy versátiles y por cómo se montan puedes encontrar ventanas pequeñas u otras con tamaños de puertas.
  • Número de hojas. Está ventana puede estar compuesta por dos hojas de cristal o inclusive cuatro según el grosor que desees.
  • Materiales. Estás ventanas se pueden fabricar con distintos materiales lo que hace que su precio sea muy variable. Los materiales que más se utilizan para este tipo de ventanas suelen ser el PVC, el acero o el aluminio.
  • Versatilidad. Las ventanas correderas se pueden combinar fácilmente con persianas, mosquiteras y toldos.

Beneficios de las ventanas correderas 

Elegir este tipo de ventana trae consigo una serie de beneficios que con otras a lo mejor no podrías tener. Algunos de los principales son:

  • Optimización del espacio: la forma de apertura de estas ventanas permite que haya más espacio, debido a que no se abre ni hacia fuera  ni hacia dentro de la casa, sino en el propio hueco donde está puesta. 
  • Mayor luminosidad: estas ventanas cuentan con unos marcos más pequeños que otros tipos de ventanas, lo que permite que entre más luz debido a que el vidrio tiene mayor tamaño.
  • Mayor ahorro: las ventanas correderas suelen ser más baratas debido a que es más fácil su construcción, tanto en lo que respecta a los materiales utilizados para ello, como a su instalación, la cuál es muy sencilla.
  • Menores accidentes: al no ser una ventana con puertas evitará que puedas chocar con los picos que tienen las que se abren hacia dentro del domicilio, haciendo que sean más seguras sobre todo para los más pequeños.

¿Cómo elegir la ventana corredera adecuada?

Debes tener en cuenta que estas ventanas no son las mejores en cuestión de aislamiento térmico, por lo que antes de comprarlas es recomendable preguntar el nivel de hermeticidad del que disponen.

Además, tienes que prestar atención a la calidad del material, porque no es lo mismo una ventana de aluminio que una de PVC, pero eso ya dependerá de tu presupuesto. 

Ventanas abatibles 

Las ventanas abatibles son las más comunes, son las que tienen bisagras en un lado o a ambos del marco, lo que permite que la ventana se abra hacia fuera de la casa o hacia dentro. Las bisagras suelen estar en las esquinas de la ventana excepto cuando solo es de una bisagra. 

Una variación son las ventanas oscilobatientes. Estas ventanas también tienen bisagras en la parte horizontal del marco y permiten abrir la ventana sin necesidad de abrir la hoja por completo. 

Características ventanas abatibles

Algunas de las principales características de las ventanas abatibles son:

  • Apertura total: estas ventanas permiten que se puedan abrir por completo sin ningún tipo de límite o de esfuerzo.
  • Cierre hermético: por su diseño estas ventanas cuentan con un cierre hermético para que no se escape ni el calor en invierno ni el fresco de la casa en verano. 
  • Materiales: este tipo de ventana cuenta con mayor variedad de materiales: pueden ser de PVC, aluminio, acero o madera. 

Beneficios de las ventanas abatibles 

Utilizar estas ventanas te aporta una serie de ventajas frente a las ventanas correderas, algunas de las principales ventajas son:

  • Mayor aislamiento: este tipo de ventana permite un mayor aislamiento tanto del calor, como del frío y también de los ruidos exteriores.
  • Ahorro: al tener mayor aislamiento permite que se escape menos el calor  y el frío, por lo que hace que gastes menos en energía y que ahorres en calefacción y aire acondicionado.
  • Fácil mantenimiento: al poder abrirse por completo hacia el interior de la casa permite que se pueda limpiar con mayor facilidad y seguridad.

¿Cuáles aíslan mejor, ventanas correderas o abatibles?

Las ventanas abatibles de por sí suelen aislar por su cierre hermético, pero también influyen más factores, como por ejemplo la calidad de la fabricación de las ventanas. El material del marco de la ventana influye ya que no es lo mismo el marco de acero, que de PVC o de madera. 

El tipo de cristal que elijas puede ser de mayor o menor calidad, hay cristales de seguridad a prueba de golpes y otros a prueba de ruido que además son aislantes térmicos. Por lo que dependerá de los materiales que se utilicen.

Entonces, ¿cómo escoger entre ventana corredera o abatible?

Esto dependerá de muchos factores, el primero de ellos, de tu gusto en lo que respecta a los acabados de los materiales, el diseño y si prefieres tener más o menos luz natural aunque aísle menos.

La comodidad es algo a tener en cuenta, la elección dependerá del tamaño de tu casa, los muebles, la localización de la casa, si hay más o menos ruido en el exterior, etc. Y, por último,  tendrás que tener en cuenta tu presupuesto, ya que el precio variará en función de la calidad de los materiales, el tamaño y otros factores. 

Hemos visto que elegir un tipo de ventana u otro depende mucho del caso de cada uno, de tus preferencias y de tu capacidad económica. Como cada caso es un mundo, desde Jansen podemos asegurarte la ventana perfecta estudiando las necesidades de tu caso. ¡No dudes en contactarnos!